Mancha blanca, el primer signo de desmineralización de los dientes y su reversibilidad.


La Academia Americana de Odontología Pediátrica define la caries de la infancia temprana como la presencia de uno o mas dientes cariados (cavitados o no), ausentes (debido a caries), o restaurados en la dentición primaria, en niños de edad preescolar, es decir, entre el nacimiento y los 71 meses de edad.

La caries de la infancia temprana, puede ser una forma de caries particularmente virulenta, que comienza poco después de la erupción dental, se desarrolla en las superficies dentales lisas, progresa rápidamente y tiene un impacto perjudicial en la dentición. A diferencia de la caries en dientes permanentes, la caries de la infancia temprana afecta por lo general a los dientes superiores primarios.

Hace años se le conocía como caries de biberón, ya que se le asociaba a la utilización de este; sin embargo, se ha demostrado que no solo se debe al uso frecuente del biberón, ya que puede aparecer con la presencia de cualquier líquido azucarado (jugos, refrescos, te, atole, etc), Además, se sabe que también la alimentación a libre demanda del seno materno y la utilización de tazas entrenadoras y de chupones endulzados pueden causar caries. La alimentación al seno materno, por sí sola, no genera caries de la infancia temprana, pero cuando se combina con la ingesta de otros carbohidratos se ha encontrado que es altamente cariogénica.

En otros artículos que he tenido oportunidad de compartir con ustedes hemos platicado sobre caries como enfermedad, recordemos que tiene un patrón característico relacionado a dos factores:

  • El primero, a la secuencia de erupción de los dientes, por esto afecta principalmente a los dientes anteriores superiores;
  • El segundo, a la posición de la lengua durante la alimentación, la cual protege a los dientes inferiores de los líquidos durante la alimentación, por lo que generalmente estos dientes no están afectados. Dependiendo del tiempo activo del proceso, los primeros molares primarios generalmente están involucrados, seguidos de los segundos molares y los caninos y, en casos severos, inclusive los dientes inferiores.

¿Cómo puedo reconocer si mi hijo esta enfermo de caries?

Cuadro de texto: a)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
b)	Mancha blanca reversible
c)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
d)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
e)	Inicio de cavitación en una lesión de mancha blanca

La falta de cultura en la salud bucal en los niños nos lleva a detectar muchas veces lesiones muy avanzadas, sin embargo esto es simplemente educación.
Los dientes temporales o de leche son igual o mas importantes que los dientes permanentes,
pues es en la edad preescolar que se forman todos los hábitos de una edad adulta, por lo tanto si nosotros inculcamos el hábito de la higiene bucodental a buena edad, las citas de tus hijos siempre serán preventivas, con un diagnóstico temprano y la remisión a un Odontopediatra, puede tratar la enfermedad de caries en todos sus estadios, evitando así complicaciones, el Odontopediatra realizara un estudio de riesgo de caries a tu hijo, el cual le será de vital importancia para su control.




El estadio de lesión de mancha blanca

En los estadíos más tempranos, la lesión del diente aparece como una mancha blanca con apariencia de un color blanco opaco como una mancha de gis, tiene una superficie intacta donde la lesión de la subsuperficie es reversible. En niños menores de tres años, estas lesiones incipientes se observan por lo común en la superficie labial de los dientes anteriores. Las manchas blancas resultantes de las lesiones incipientes pueden ser difíciles de distinguir, pero cualquier mancha blanca debe ser referida para la evaluación por un Odontopediatra, es en este momento cuando a lesión es reversible.


a) Progresión de mancha blanca cavitada irreversible. b) Progresión de mancha blanca cavitada irreversible. c) Mancha blanca reversible
d) Progresión de mancha blanca cavitada irreversible. e) Inicio de cavitación en una lesión de mancha blanca


Si continua perdiéndose los minerales debido a los ataques ácidos, eventualmente la superficie se rompe o se cavita y la lesión no puede ser revertida, ahora la lesión será visible y el tratamiento es completamente diferente.

Medidas preventivas contra la enfermedad de caries.

Para disminuir el riesgo de desarrollar caries de la infancia temprana, la Academia Americana de Odontología Pediátrica recomienda las siguientes medidas preventivas, las cuales incluyen prácticas alimenticias apropiadas que no contribuyan al riesgo de caries del niño.

  • Educación: Hablar en el momento de la elaboración de la historia clínica con los padres de familia sobre los métodos de transmisión de microorganismos, consejos de dieta para vitar alimentos promotores de lesiones de caries, higiene dental, pastas con y sin fluor, tipos de cepillos dentales, limpieza con gasa, eliminación del biberón y uso alternativo de taza entrenadora, uso de hilo dental, fluor, intercambio de saliva, adecuación del medio bucal, eliminación del biberón a tiempo, consejos de limpieza bucal como: jamás dormir con el biberón, siempre deberá existir higiene antes de dormir a sus hijos.
  • Evaluar el riesgo de caries en el niño y brindar educación a los padres para la prevención de enfermedades bucales, entre los seis primeros meses de la erupción del primer diente y por los siguientes 12 meses.

Balance de la remineralización y la desmineralización

El balance en el proceso de desmineralización y remineralización se ha considerado como la forma única o natural de mantener los dientes sanos y fuertes, generando con esto un impacto muy importante en la prevención de la caries dental.

La relación que existe entre la desmineralización y la remineralización es la diferencia entre el desarrollo o la prevención del proceso de caries.

Proceso de remineralización.

La remineralización es la acumulación de substancia que se produce por los depositas de minerales dentro de los tejidos desmineralizados del diente, como cuando te cepillas los dientes co pasta fluorada en este momento se lleva una recarga de fluoruro, fosfato y calcio a los dientes que lo necesitan. Este fenómeno consiste en el remplazo de los minerales que el diente ha perdido previamente y su consecuente reparación. El proceso de remineralización permite que la pérdida previa de iones de fosfato, calcio y otros minerales, puedan ser reemplazados por los mismos u otros iones similares provenientes de la saliva; la remineralización produce dos efectos importantes en la lesión incipiente:

- La lesión se va a reducir en su tamaño.

- La lesión remineralizada se hace mas resistente a su progresión.

Cuadro de texto: a)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
b)	Mancha blanca reversible
c)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
d)	Progresión de mancha blanca cavitada irreversible.
e)	Inicio de cavitación en una lesión de mancha blanca


El fluoruro es la medida más importante de prevención de caries junto con el equilibrio de la dieta y la higiene bucodental. Presenta un efecto antimicrobiano sobre las bacterias presentes en la placa bacteriana que causan caries dental y juega un papel muy importante, inclinando el proceso hacia la remineralización y desarrollo de una estructura dental más resistente al ataque de los ácidos.

El Odontopediatra en base el riesgo de caries que elabora en la historia clínica podrá decirte cada cuando y que tipo de fluoruro es el mas recomendable para tu hijo.





Dr. Alberto Hachity Ortega

Featherstone, J.: The science and practice of caries prevention. JADA. 2000;131 (7): 887-9
Silverstone, L.: Remineralization of human enamel in vitro. Proceedings of Royal Society of Medicine. 1972; 65;906-8.
Featherstone, J.: Caries prevention and reversal based on the caries balance. Pediatric dentistry. 2006;28(2):128-32
American Academy of Pediatric Dentistry. Definition of early childhood caries (ECC). Pediatr Dent 2007/2008; 29 (su- ppl): 13.
Caufield PW, Griffen AL. Dental caries: An infectious and transmissible disease. Pediatric Clinics of North America 2000; 47(5): 1001-1019.
Tinanoff N, O’Sullivan DM. Early childhood caries: Overview and recent findings. Pediatr Dent 1997; 19(1): 12-16.